Notas con Alegría La Sobremesa
Buscar
Generic filters
El taco al pastor, delicia en trompo
El taco al pastor

El taco al pastor, delicia en trompo

Una carne que gira y gira
Cocina con Alegría

Recetas de comida, botanas, postres, ensaladas y mucho más, y los mejores consejos de nuestros chefs, nutriólogos y coaches

0
¡Coleccionar!(0)
[Total: 0   Promedio: 0/5]

Es un trompo, gira, es de pastor y lo amamos. Hablamos de la carne con la que se preparan los ricos tacos al pastor o de trompo, que gozan de gran popularidad en el centro de la República y en muchos otros estados.

Un buen taco de este tipo se sirve en tortilla pequeña, la carne de cerdo debe  de estar doradita y marinada con una salsa de intenso color, el pastor debe de ser  coronado  con  un toque de cebolla, cilantro y piña, mejor conocido como jardín, así como con una buena porción de alguna salsa picosita y unas gotas de limón. Ese es el taco perfecto, que por su tamaño y delicioso sabor permite su ingesta en grandes cantidades.

Fue el estado de Puebla el que vio nacer este platillo en los años 60, cuyo origen se inspira en una preparación árabe de nombre Shawarma, que consiste en apilar porciones de cualquier tipo de carne, en forma vertical, clavadas en una varilla que sirve de columna.

Posteriormente, este “trompo” de proteínas gira alrededor de una pared muy caliente y se asa a las brasas de carbón.  Otros platillos cuya preparación es muy parecida son el Kebap turco y el Gyros griego.
 
Este sistema de cocción llegó a México junto con los inmigrantes libaneses, que trajeron consigo sus tradiciones gastronómicas las cuales, con el paso del tiempo, se adaptaron a las mexicanas.

El delicioso y original sabor de los tacos al pastor se logra gracias a que la carne se marina muchas horas en una mezcla de achiote, vinagre, especias y chiles. Así tenemos ese sabor ligeramente agridulce de la carne y el intenso color ladrillo.

En una taquería tradicional el trompo de pastor siempre se ubica en el exterior del local, ya que mientras se cocina la carne, la parrilla vertical despide una gran cantidad de humo, así como un fragante aroma que atrae a los paseantes y los invita a “echarse unos taquitos”.

La habilidad de los taqueros para cortar la carne a gran velocidad y con precisión quirúrgica es digna de ser observada mientras se visita una taquería. Es un espectáculo divertido ver a los maestros taqueros hacer su importante y sabrosa labor.
 
La pasión que desatan estos tacos se ha contagiado internacionalmente, dado esto, existen taquerías en muchas ciudades del mundo. Un caso sorprendente es el éxito que tienen los tacos al pastor en China;  y no los culpo, quién no cae rendido ante tal delicia mexicana.
 
Suculentos y adictivos, los tacos al pastor hacen que sea difícil comer sólo uno.

Categorías

Etiquetas

Cocina con Alegría

Recetas de comida, botanas, postres, ensaladas y mucho más, y los mejores consejos de nuestros chefs, nutriólogos y coaches

Suscríbete a nuestro boletín

Por favor, habilite el javascript para enviar este formulario