Notas con Alegría Salud y Bienestar
Buscar
Generic filters
Alimentos mexicanos que protegen nuestros huesos
Alimentos mexicanos que protegen nuestros huesos

Alimentos mexicanos que protegen nuestros huesos

¡A comer tortillas y charales!
Cocina con Alegría

Recetas de comida, botanas, postres, ensaladas y mucho más, y los mejores consejos de nuestros chefs, nutriólogos y coaches

0
¡Coleccionar!(0)
[Total: 0   Promedio: 0/5]

Existen deficiencias nutrimentales como la deficiencia de hierro o la anemia, pero también existe la deficiencia de calcio.
Los huesos y dientes están formados por un tejido especial cuya estructura básica es de proteínas, pero lo que les da la fuerza son los minerales, principalmente el calcio y después el fósforo y en el caso de los dientes el flúor. Para fijar el calcio en los huesos hay que consumir suficiente cantidad de este mineral condiciones en las que se maximice su absorción y esto no siempre es fácil. La vitamina D también es muy necesaria para la absorción de calcio.

Los productos lácteos contienen calcio pero muchas personas tienen problemas para digerirlos, por lo que la ingesta de calcio es menos y llega a ser insuficiente. La vitamina D se produce gracias a la luz del sol, así que en los países nórdicos llegan a tener deficiencia de dicha vitamina.

En México es poco común hablar de raquitismo o de niños con huesos débiles o pandeados. El número de mujeres que sufren de huesos porosos es mucho menor, en México que en otros países. La explicación es sencilla: en México tenemos la tortilla y los productos elaborados con masa de maíz, que por el proceso de nixtamalización lo convierte en una magnifica fuente de calcio y fibra.

También tenemos los pescados que se comen con todo y su esqueleto, como los charales, boquerones y sardinas, que no solo tienen mucho calcio, sino son súper ricos en los otros nutrimentos necesarios para su absorción, como fósforo, proteína y vitamina D. Huesitos triturados que se convierten en alimento para nuestros huesos. 

Otra ventaja de los mexicanos sobre otros habitantes del mundo es que gracias a los climas cálidos y lugares soleados, el cuerpo fabrica, con ayuda de la micro biota intestinal y gracias a la exposición cotidiana a los rayos del sol, vitamina D.

Ahora, cuando estés disfrutando un rico taquito o tlacoyo, cuando estés comiendo una botanita de charales tostaditos o cuando disfrutes unas ricas sardinas con jitomate, recuerda que esos alimentos mexicanos que protegen nuestros huesos, son verdaderos regalos, ricos en nutrimentos protectores además de muy de nosotros.

Cocina con Alegría

Recetas de comida, botanas, postres, ensaladas y mucho más, y los mejores consejos de nuestros chefs, nutriólogos y coaches

Suscríbete a nuestro boletín

Por favor, habilite el javascript para enviar este formulario