Notas con Alegría Salud y Bienestar
Buscar
Generic filters
Los propósitos de Año Nuevo
Los propósitos de Año Nuevo

Los propósitos de Año Nuevo

El cómo y el por qué
Cocina con Alegría

Recetas de comida, botanas, postres, ensaladas y mucho más, y los mejores consejos de nuestros chefs, nutriólogos y coaches

0
¡Coleccionar!(0)
[Total: 0   Promedio: 0/5]

Muchas veces empezamos el año con grandes propósitos y queremos cambiar muchos aspectos de nuestro estilo de vida que no nos encantan, pero solemos querer cambiarlos todos de manera simultánea. Sin embargo, al paso de las semanas y los meses, nos damos cuenta de que no solo no hemos cumplido nuestros propósitos, sino que los hemos casi olvidado por completo y nos damos cuenta que hemos vuelto a nuestras costumbres anteriores y que hemos adquirido hábitos aún peores.

Eso nos ha llevado, como población, a padecer un sobrepeso alarmante, a ser una sociedad sedentaria y casi inmovible, a fumar y tomar alcohol en exceso, a consumir demasiada grasa, azúcar y sal, y en pocas cantidades consumimos verduras, frutas y cereales integrales.
Y es que modificar conductas no es fácil. Pero eso no quiere decir que uno no pueda cambiar. Lo que conviene hacer es fijarse objetivos pequeños, muy medibles y sobre todo alcanzables….y ponerse metas muy claras. Además es muy bueno fijar fechas para revisar el cumplimento de los objetivos e identificar las barreras que no nos están dejando cambiar.
Los expertos que estudian los cambios de conductas en hábitos de salud nos recomiendan cambiar una conducta por otra (en vez de muchas al mismo tiempo) y fijarnos metas muy alcanzables. Por ejemplo, si nuestra alimentación no es adecuada podemos proponernos consumir una fruta o verdura más cada día y revisar el cumplimiento de esta meta al cabo de una, dos y tres semanas.

Así, también podemos incrementar la cantidad de agua que bebemos y la frecuencia con la que realizamos ejercicio. Si nuestro problema es que consumimos mucho de algún alimento o grupo de alimentos, por ejemplo digamos que nos encantan las cosas fritas y con mucha grasa, la recomendación no es tratar de eliminarlas por completo, sino de irlas disminuyendo poco a poco: uno podría decir “esta semana voy a comer cosas fritas solo dos veces” y elegir esas dos ocasiones con cuidado.

Así, poco a poco, paso a paso, podemos ir cambiando nuestros hábitos y optando por un estilo de vida más saludable, un poco como lo proponen los programas de doce pasos, similar a los establecidos en asociaciones como Alcohólicos Anónimos.

Ahora, el principio de año, es el tiempo de fijar objetivos y metas para este ciclo. Elige tres importantes para conseguir en el año, y fija los tiempos para ir alcanzado una por una. Recuerda que perseguir un estilo de vida más saludable, que incluya una dieta más correcta, un manejo más adecuado de los alimentos de placer y un estilo de vida más activo, con ejercicio y actividad física como parte de las rutinas cotidianas, no solo te hará sentir mejor cada día, sino que te ayudará a prevenir enfermedades crónicas y degenerativas, como la hipertensión, la diabetes o las enfermedades cardiovasculares que hoy se encuentran entre las primeras causas de muerte de nuestro en México.
¡Feliz 2012, que sea un año lleno de salud y encaminado al bienestar!

Categorías

Etiquetas

Cocina con Alegría

Recetas de comida, botanas, postres, ensaladas y mucho más, y los mejores consejos de nuestros chefs, nutriólogos y coaches

Suscríbete a nuestro boletín

Por favor, habilite el javascript para enviar este formulario